Economía

Falta de naftas y gasoil: importan diez barcos de combustible para evitar el desabastecimiento

Aun cuando debería regir un congelamiento en los precios de combustibles impuesto hasta el 31 de octubre, el lunes 23 -un día después de las elecciones generales-, las pizarras de YPF fueron remarcadas con subas entre el 3 y 3,5%.

No obstante, el atraso de los valores al surtidor contra la inflación acumulada en el año, y la falta de dólares repercute en problemas de provisión de naftas y gasoil en las estaciones de servicio de todo el país.

En distintos puntos de la Argentina, los expendedores de combustibles se encuentran cerrados y en otros que hay cupos en la cantidad de litros para la venta, por lo que no pueden satisfacer la demanda. Mientras, los usuarios se encuentran con largas filas o tienen que recorrer varias estaciones de servicio para conseguir combustible.

Las largas colas de automovilistas y camiones se repiten en las estaciones de servicio del país, donde se opera con cupos a la venta. La secretaría de Energía, Flavia Royón, recibió a representantes del sector.

Entre las provincias que registran mayores problemas de abastecimiento figuran La Pampa, Chubut, Salta, Jujuy y Córdoba. También en ciudades como La Plata, Tandil o Mar del Plata se repiten imágenes de estaciones de servicio que avisan que no hay combustible o imponen cupos por venta.

El mensaje de los representantes del sector al Gobierno: “Esperamos que cumplan con la palabra”

Este mediodía, la secretaria de Energía, Flavia Royon, a las principales operadoras de combustibles del país. Estuvieron presentes Pablo González (YPF), Martín Urdapilleta (Trafigura), Marcos Bulgheroni (PAE) y Andrés Cavallari (Raízen) para analizar la situación.

En el encuentro, se acordó la importación de 10 barcos de combustible. El Gobierno prometió, además, terminar con las paradas técnicas en los próximos 10 días y se aumentará la capacidad de refino de las principales refinerías del país. En los próximos días se solucionarán las faltantes.

Poco antes, la entidad emitió un comunicado en el que reclamó al Gobierno regularizar la situación:

Ante los crecientes problemas en la provisión de combustibles a las estaciones de servicio del país por parte de todas las compañías petroleras, que son de público y notorio conocimiento, la Confederación, Federaciones, Asociaciones y Cámaras representativas del sector, informamos:

*Que en los últimos tiempos se vienen profundizando los problemas de abastecimiento en las redes de estaciones de servicio de todas las petroleras*. Lo que se inició con quiebres dispersos de stock en regiones o zonas puntuales, se ha ido generalizando rápidamente con mayor intensidad a todos los productos, a lo largo y lo ancho del país, generando zozobra en nuestra actividad y complicaciones a los consumidores.

*Que las Estaciones de Servicio no tenemos injerencia en la falta de una adecuada provisión de combustibles*. Nuestra actividad consiste en poner a disposición de los clientes, la totalidad del volumen en nuestros establecimientos, viéndonos ahora imposibilitados de disponer de las cantidades necesarias por factores totalmente ajenos a nosotros. Ello pone en jaque la supervivencia de nuestros negocios y hace que los consumidores deban trasladarse entre distintas estaciones de servicio para lograr abastecerse del combustible necesario.

*Que solicitamos al gobierno nacional arbitrar las medidas conducentes a regularizar la situación planteada, adoptando todos los medios a su alcance, que permitan a las petroleras regularizar el abastecimiento de las estaciones de servicio.

Todos necesitamos combustible y en estos momentos no hay el suficiente para atender a la demanda. Urge una pronta solución.

Cuáles son los motivos por los que falta nafta y gasoil en todo el país

Desde el sector de los estacioneros, señalan que existe una amplia brecha de precios con los países vecinos. En dólares, el litro de nafta en Uruguay es de US$1,97 y el de gasoil US$1,48. Mientras, que Argentina el litro de súper es de US$0,91 y el de gasoil US$0,99, según un informe de la consultora SEG Ingenierías.

Entre las principales razones que explican los cupos en la cantidad de litros para la venta es una alta demanda que no puede ser atendida por la oferta. Otro de ellos se debe a la escasez de dólares y hay barcos a la espera del ingreso a puerto porque no hay divisas.

El presidente Federación de Expendedores de Naftas del Interior, Alberto Boz, estimó que la escasez de combustibles se puede extender por varias semanas más. “El punto crucial es que no existen dólares para importar lo que necesitamos, que es básicamente nafta súper y gasoil grado 2. No hay una solución rápida frente”, dijo el dirigente.

En esa línea, el titular de la consultora Paspartú, Juan José Carbajales, exsecretario de Hidrocarburos, afirmó al portal Surtidores que YPF y las refinadoras “no obtienen autorización del Banco Central para pagar esos cargamentos”.

Además señaló que los precios internos están atrasados ya que “el barril criollo cotiza a 56 dólares aproximadamente, frente al internacional que está alrededor de los 80 u 85?. También mencionó un retraso frente a la inflación y del aumento de la demanda local, que está entre un 6 y 7% interanual.

Los motivos detrás de la falta de nafta y gasoil en todo el país.

Por ley, el monto fijo del Impuesto a los Combustibles Líquidos y al Dióxido de Carbono se debe actualizar de forma trimestral por la variación que haya tenido el IPC durante el mismo período. Por decreto, el Gobierno congeló los precios por la elevada inflación, lo que provocó un desfase en sus valores. Así, ese aumento potencial, que se debe aplicar a partir del miércoles 1° de noviembre de 2023, será del 223,48%.

Por su parte, el Ejecutivo se comprometió con el FMI en transformar este impuesto de unitario a ad valorem, con el objetivo que aumente en función de la variación del precio de los combustibles y no sea necesaria una actualización trimestral por el dato de inflación.

Falta de nafta y gasoil: el mapa de la situación a nivel nacional

Hasta el 31 de octubre, los precios están congelados aunque luego de las elecciones YPF aplicó una suba de entre el 3% y 3,5% promedio y que luego fue seguido por Shell, Axion y Puma Energy, con subas un punto menos. Esto también refleja una brecha de precios entre la firma estatal y sus competencias que muestran una diferencia de más de $30 por litro en la Ciudad de Buenos Aires, mientras en el interior es mayor.

En algunos puntos del país, no hay nafta súper y sólo se despacha Premium, que es la más cara. En Mar del Plata, en algunas estaciones de servicio se quedaron sin reservas y desconocen cuándo llegarán los camiones para reponer el combustible. En algunos caso, limitaron la cantidad por cada cliente con topes de hasta $5000.

El cartel “isla cerrada” tomó protagonismo en Córdoba capital y, al igual que en “La Feliz”, venden combustible por cupos de hasta $10.000. En Jujuy, la situación es igual a los demás puntos del país y los surtidores de YPF no cuentan con combustible.

En una recorrida por algunas estaciones de servicio del AMBA, TN pudo constatar ventas por cupos de $8000 para nafta súper y de $7000 para las versiones premium.

Hay escasez de combustibles en todo el país

En gran parte de Chubut, la situación es la misma. El mayor faltante es la nafta súper, mientras que algunas playas están fuera de servicio hasta nuevo aviso como en la localidad Las Plumas. /TN

 

 

 

 

Mostrar Más

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior